Entrevista - Huerquen



“Discutir sobre cambio climático sin discutir los modelos de maldesarrollo son sólo habladurías” – Enrique Viale



¿Cómo enfrentamos el cambio climático? Con sólo pensarlo nos vienen imágenes de grandes nubes, corrientes marinas, inundaciones, huracanes y sequías frente a los cuales lo que podamos hacer parece nulo. Frente a ellos no hay cartelitos con frases piolas, ni marchas que sirvan. El poder responsable de esta crisis también se ha encargado de eso: de ponernos la cancha lejos…
En Madrid empieza la 25° Conferencia de las Partes o COP25 que es el órgano supremo de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC). En ella, los gobiernos debaten y se plantean medidas para mitigar los efectos de la crisis climática derivados de la acción humana… y hasta ahora han fracasado rotundamente.
Mientras las emisiones de gases de efecto invernadero no han parado de crecer, las lógicas que sustentan los modelos de “desarrollo económico” responsables de esta crisis gozan de buena salud. Aún más, las “soluciones” que se plantean “por arriba” parten de las mismas lógicas que nos llevan al abismo. Si “cada crisis es una oportunidad” el capital ha sabido aprovechar cada una, y en este caso no es distinto: geoingeniería, bonos de carbono, etc. Los nuevos negocios del capital con la crisis climática que generó.
Pero por abajo los pueblos no sólo somos los que sufrimos con más crudeza los efectos del cambio climático, sino que hemos ido instalando el debate sobre sus verdaderas causas y construimos alternativas que abren horizontes nuevos para todos y todas.
Aprovechando el inicio de la COP25 conversamos con compañeros y compañeras sobre distintos aspectos de un problema complejo, pero con causas y soluciones mucho más cerca de lo que parece.

#COP25 | Conversamos con Enrique Viale de la Asociación Argentina de Abogados Ambientalistas
Mientras las evidencias del cambio climático son cada vez más contundentes y se reconocen niveles de emisiones que lejos de disminuir aumentan…
Huerquen: En pocos días arranca COP25 y la Contracumbre de los pueblos. Brevemente contanos ¿qué es COP25 y qué escenario se plantea?
Enrique Viale: Está por arrancar la COP25 que como se sabe, originariamente era en Chile, en el sur global, y por el estallido social en ese país fue trasladada a Madrid. Esto es muy preocupante y enmarca un poco también la tendencia de que el norte global termina monopolizando todos estos debates. Había mucha expectativa de que se iba a realizar en el sur, con una gran participación de organizaciones sociales y de la sociedad civil; incluso con la llegada de Greta Thumberg que generaba mucha expectativa. Así que por ese lado hay una decepción muy grande pero a la vez muchos y muchas hemos decidido mantener las actividades que se iban a realizar paralelamente a la cumbre del cambio climático. Es decir que vamos a estar en Santiago y, en los mismos días en que se iba a realizar la cumbre, vamos a hacer la cumbre de los pueblos como una convención paralela de la sociedad civil.
Hqn: ¿Por qué hay una contra cumbre de los pueblos? Y ¿qué se espera que suceda allí?
EV: En la contra cumbre vamos a desarrollar los temas que la mayoría de las veces no se tratan en la cumbre oficial. Era interesante que sea en el mismo espacio físico o ciudad y al mismo tiempo. Sin embargo vamos a continuar con eso, que es claramente debatir los modelos de desarrollo. No sólo debatir cómo bajar emisiones, como se plantea en las cumbres oficiales muchas veces con discursos vacíos, sino discutir realmente qué es lo que pasa en los territorios. Por eso era tan importante que se haga en el cono sur donde el extractivismo está generando grandes vulneraciones de derechos de la naturaleza y obviamente también derechos humanos con centenares de muertes anuales de líderes y lideresas protectoras de la naturaleza y sociales. Todos esos debates se van a mantener. Nosotros vamos a participar de varios de ellos y esperemos que pueda ser una caja de resonancia sobre todo esto.
Hqn: En Argentina se acaba de aprobar la llamada “Ley de Cambio Climático”. Contanos en qué consiste la norma y cómo fue la génesis de su redacción y aprobación.
EV: La Ley de Cambio Climático es una ley de presupuestos mínimos para la adaptación y mitigación del cambio climático, es un marco normativo básico en el contexto de las leyes de presupuestos mínimos que no es para nada menor, porque su existencia es a partir de la reforma de la constitución y hay pocas leyes de presupuestos mínimos. Es un marco básico para enfrentar a confrontar y enfrentar tanto las consecuencias como las causas del cambio climático en la Argentina. Como en toda ley de presupuestos mínimos no sólo obliga al Estado Nacional sino también a las provincias. Esto es muy importante porque hay muchas provincias que no tienen dentro de su políticas públicas ningún tipo de iniciativa relacionadas con este flagelo que es uno de los mayores desafíos de la humanidad. La ley es muy interesante en muchos aspectos, que quizá no han trascendido tanto; tiene el principio de responsabilidades comunes pero diferenciadas expresamente expuesto en el texto. Es decir que somos todos responsables del cambio climático
pero hay algunos que son más responsables de él. Y esto no sólo a nivel internacional, o sea norte y sur; los países del norte han contribuido de manera desproporcionada a generar las causas del cambio climático sino, también dentro del país: No es lo mismo una minera que consume la energía de una provincia entera como La Alumbrera que cualquier habitante de Catamarca donde está ubicada por ejemplo.
La ley tiene también otras cuestiones como el principio de prioridad de atender a los sectores más vulnerables con las políticas públicas de cambio climático. Sobre ellos se acentúan sus efectos; impactan con más fuerza lesionando derechos. Los sectores sociales más vulnerables de la sociedad sufren desproporcionadamente sus efectos.
Esta ley se trabajó muchos años. Fueron 5 años trabajando para lograr los consensos, con modificaciones etc, y por eso ha salido por unanimidad. En julio en el senado y ahora en diputados, sin votos en contra también. Es decir que ha tenido los consensos necesarios para que se convierta en una política de Estado y resulta fundamental también ante la posibilidad de que tengamos un futuro Bolsonaro o Trump, que son negacionistas del cambio climático, y en este caso hay una ley que obliga a tener políticas públicas sobre esto y no pueden ser desconocido por ningún funcionario.
Hqn: Alrededor de las leyes y su aplicación, y salvando distancias con antecedentes como bosques, glaciares, agricultura familiar o todo lo referente a los derechos de los pueblos originarios ¿estamos frente a una “declaración de buenas intenciones” o una herramienta concreta?
EV: Claramente yo soy de la teoría de que las leyes no son sólo “buenas intenciones”, y mucho menos la ley de glaciares o la de bosques, junto a esta ley de cambio climático. Siendo abogado siento que me da herramientas concretas para exigir políticas públicas o confrontar. Si bien en muchos casos no hemos logrado su plena aplicación, por ejemplo en glaciares o bosques (esta ley es nueva), pero no olvidemos que gracias a la Ley de Glaciares hay 44 proyectos mineros que no están avanzando. Esto es concreto y por eso tienen permanentemente una espada de Damocles sobre ella para modificarla y que puedan avanzar. Lo mismo la Ley de Bosques, si bien no logramos su plena aplicación sí ha otorgado herramientas concretas para enfrentar desmontes que antes estaban absolutamente legalizados, y más aún por las provincias no? Obviamente que las leyes no son la solución a todo, lo sabemos muy bien; en Argentina sobre todo en las luchas antiextractivistas hay una relación de ida y vuelta con la legislación. Por ejemplo provincias tienen prohibida la minería con sustancias tóxicas, y eso fue algo logrado a partir de movimientos ciudadanos. Es decir que esto se gana en las calles; en las calles confrontando, en las calles generando debates en la opinión pública no? Ese es el gran desafío del momento; las leyes no son la solución a todo pero sí son una herramienta para la lucha.
Hqn: En tu opinión ¿de qué depende que podamos revertir el rumbo de abismo que representa el aumento de la temperatura global?
EV: Cualquier discusión sobre el cambio climático, sus causas y consecuencias, sin abordar los modelos de maldesarrollo imperantes serán sólo habladurías. Nosotros creemos que es fundamental discutir a nivel nacional, regional y mundial los modelos de producción que existen y se imponen. La división internacional del trabajo, con América Latina como exportadora de naturaleza como si fuese un destino. Qué pasa con las economías regionales; qué pasa con el agronegocio que en nuestro caso ocupa 23 millones de hectáreas sólo de soja transgénica; el modelo de fracking en la Patagonia con Vaca Muerta; el modelo de megaminería en la cordillera. Si no discutimos eso serán sólo parches superficiales y me parece que por ahí pasan las discusiones del momento. La discusión sobre el cambio climático tiene que ir por ese lado.
Buenos Aires, noviembre de 2019

Habemus Ley Nacional de Cambio Climático

¡¡Argentina tiene Ley de Presupuestos Mínimos para la Adaptación y Mitigación al Cambio Climático!! (ver al final)

La acaba de aprobar la Cámara de Diputados luego de la media sanción, en julio, por el Senado y se convierte así en política de Estado la lucha contra el Cambio Climático.

Esta ley, de autoría de Pino Solanas, la trabajamos por casi cinco años para poder conseguir los consensos necesarios.



En el último año fue clave el fenomenal impulso por parte de los Jovenes por el Clima y la Alianza por el Clima.

Esta ley establece herramientas concretas para que la Argentina se adapte al Cambio Climático y establece obligaciones, tambien concretas, para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Consagra expresamente el principio de responsabilidades comunes pero diferenciadas (tanto globales como nacionales) en cuanto a los causantes del Cambio Climático y también el de prioridad, en las políticas públicas, hacia los sectores más vulnerables.

Al ser una ley de presupuestos mínimos de protección ambiental (art 41 CN) es también  obligatoria para las provincias que van a tener que tener sí o sí políticas sobre el cambio climático.

Por su parte, esta norma institucionaliza -por ley- el Gabinete Nacional Interministerial de Cambio Climático, actualmente vigente solamente por un decreto. Este organismo tendrá que diagramar un “Plan Nacional de Adaptación y Mitigación al Cambio Climático”.

Asimismo, la ley crea el "Consejo Asesor Externo del Plan Nacional de Cambio Climático", cuyos miembros deberán ser: científicos, representantes de organizaciones ambientales, comunidades indígenas, universidades, entidades académicas y empresariales, sindicatos y centros de investigación.

Establece la obligación de todos los organismos del Poder Ejecutivo Nacional y las autoridades provinciales de aportar y proveer de la información necesaria para la aplicación de la ley.

Durante la discusión parlamentaria de esta Ley de Cambio Climático participaron y aportaron muchos especialistas y organizaciones como Enrique Maurtua de FARN y el gran Raúl Estrada Oyuela, entre muchos otros.

LEY COMPLETA












The Guardian: Activistas argentinos solicitan a la Corte que se le otorguen derechos al Yaguareté








Give endangered jaguars legal rights, Argentina campaigners ask court

With fewer than 20 left in the South American country’s Gran Chaco forest – the big cats could be classed as a ‘non-human person’
A jaguar in the dwindling Gran Chaco forest of Argentina.
 A jaguar in the dwindling Gran Chaco forest of Argentina. Photograph: Pablo Petracci/Greenpeace Argentina

Argentina’s supreme court has been asked to recognize the legal rights of the South American jaguar, of which fewer than 20 individuals remain alive in the country’s Gran Chaco region.
The largest cat in the Americas once roamed the continent as far north as the Grand Canyon, but is now in decline across the entire western hemisphere.
In Argentina, the speckled feline has been driven to the brink of extinction by the destruction of habitat to make way for soy plantations and cattle ranches.


Argentina’s National Parks Administration estimates that fewer than 250 are left alive in the country, and only 20 in the Gran Chaco region, a forest that has lost some 12m hectares (an area larger than Denmark) in the last 35 years.

On Friday, lawyers representing Greenpeace Argentina argued in the supreme court that the country should recognize the rights of the entire species.
“If the legal rights of inanimate corporations are recognized, why not the legal rights of a species of nature, which is very much alive,” said the group’s lawyer Enrique Viale.

A strong legal precedent was set in Argentina in 2016 when Argentina’s courts recognized a 29-year-old Sumatran orangutan held at the Buenos Aires zoo, named Sandra, as a “non-human person”.

Greenpeace Argentina is now seeking a similar status for the remaining jaguars in the Gran Chaco. “We now want recognition of the rights of the entire species,” Viale told the Guardian.

A jaguar hunts in Argentina, where fewer than 250 are believed to survive.
Pinterest
 A jaguar hunts in Argentina, where fewer than 250 are believed to survive. Photograph: Argentina National Parks

The case is being brought against four provinces of northern Argentina – Salta, Chaco, Santiago del Estero and Formosa – where deforestation has been rampant since the introduction of genetically modified soy two decades ago.


Argentina’s economy is heavily dependent on soybeans, which make up 31% of the country’s exports.
Despite a forestry law that divides Argentina’s forests into “red” (non-deforestable), “yellow” (mixed use) and “green” (deforestable) areas, provincial officials encourage soy production and livestock farming by illegally handing out permits to large landowners transforming “red” areas to “green”.
The Greenpeace lawsuit demands “zero deforestation” in Argentina’s portion of the Gran Chaco which also extends into neighbouring Paraguay, Bolivia and Brazil.
One recent study estimates that habitat loss will cause the extinction of 50% of birds and 30% of mammals in the Gran Chaco within 10-25 years.
“Nature’s species also have rights and the recognition of these rights is a step forward for humanity,” said the Greenpeace Argentina director, Natalia Machain.

"La cuestión socioambiental está ausente en la vida política, es un punto ciego"

Deutsche Welle 

ARGENTINA

Elecciones en Argentina: ¿y el cambio climático dónde está?

En el país de la grieta, hay un consenso: el desarrollo argentino depende de la explotación de sus recursos naturales. Pero, a menos de tres meses de las elecciones, el tema medioambiental no está en la agenda ¿Por qué?
  
Nationalpark Los Glaciares in Patagonien, Argentinien (Fotolia/alfotokunst)
En el país de la grieta, hay un acuerdo: el desarrollo argentino depende de sus recursos naturales. Aunque con algunos matices, casi todos los candidatos plantean un país cuyo nudo productivo se basa en la explotación agrícola y ganadera en el centro del país, el litio en el norte, la minería a cielo abierto en el oeste y el fracking de Vaca Muerta en la Patagonia. Sin embargo, a menos de tres meses de las elecciones la cuestión medioambiental no está en debate.Las presidenciales serán el 27 de octubre y, según las encuestas, los dos principales candidatos sumados reunirán algún número cercano al 75 por ciento de los votos. El principal capital del presidente Mauricio Macri es el rechazo a la expresidenta Cristina Fernández. En su campaña pide el voto para avanzar en reformas estructurales que marchen "en la misma dirección que estamos, lo más rápido posible”, según dijo en una charla con Mario Vargas Llosa.
Por su parte, el opositor Alberto Fernández denuncia un industricidio, el aumento de la pobreza y el empoderamiento del capital financiero. Todo en un contexto de profunda crisis económica. Así la polarización se agudiza.
Veganos, caballos y gauchos
"Lamentablemente la cuestión socioambiental está ausente en la vida política. No es tema de debate y menos en campaña. Es un punto ciego. No se discute y si se habla es solo en términos decorativos e infantiles”, plantea el presidente de la Asociación Argentina de Abogados Ambientalistas, Enrique Viale. Y añade: "Argentina vive en una crisis detrás de otra y pareciera que no se puede debatir otra cosa. Nosotros consideramos que gran parte de la crisis económica está relacionada con los modelos de maldesarrollo que lleva el país adelante”.
Una reciente encuesta mostró que la principal preocupación de los centennials son la inflación y la creciente pobreza. Sin embargo, el estudio muestra también que los jóvenes de entre 18 y 24 años tienen una agenda propia: mientras a un 62 por ciento les interesa el debate sobre el aborto y a un 84 por ciento exige Educación Sexual Integral en las escuelas, se percibe un creciente interés por causas como el cambio climático.
En términos políticos no se trata de un conjunto nada despreciable: representan el 22 por ciento del electorado.
Quizá por eso, el pasado fin de semana llamaron la atención dos iniciativas en la tradicional feria que cada año organiza la Sociedad Rural Argentina (SRA) en Buenos Aires. Primero, un grupo de veganos saltó a la pista con carteles en el momento de gloria de los ganaderos, con sus toros y sus vacas. Fue entonces que los ruralistas, montados en sus caballos, los expulsaron del predio.
Argentinien - World Food Day Rinder Markt (Eilís O'Neill)
Mercado ganadero (archivo)
En el mismo escenario, un par de días después, mientras Macri escuchaba un discurso del presidente de la SRA, Daniel Pelegrina, descendieron dos carteles amarillos de Greenpeace manejados a control remoto que denunciaban a la ganadería y la deforestación propia del modelo de agronegocios que impera en el país. La escena se viralizó y el Ministerio de Seguridad reaccionó con virulencia: anunció acciones penales contra los responsables.
Sin embargo, en diálogo con DW, el diputado nacional oficialista Juan Carlos Villalonga, quien trabajó en Greepeace Argentina durante más de una década, dijo: "Lo de Greenpeace fue necesario. Estaba sorprendido por el silencio que mantuvieron en estos últimos años. El ambientalismo en estos últimos años fue una voz muy débil”.
El dorado
La socióloga Maristella Svampa coincide en que el nudo del desarrollo no está en debate en Argentina. "El neoextractivismo desarrollista ha caracterizado a la región independientemente de si es con gobiernos conservadores neoliberales o progresistas”, asegura. De hecho, hace años ella plantea la existencia de un "consenso de los commodities” en la región que dificulta cualquier discusión sobre potenciales modelos alternativos.
Argentinien Vaca Muerta (picture-alliance/dpa)
Vista aérea de Vaca Muerta (archivo)
Hoy, según Svampa, existiría una nuevo acuerdo: el consenso del fracking, el mecanismo empleado para extraer combustibles fósiles no convencionales. Se refiere en concreto a Vaca Muerta, la formación geológica de esquisto que se encuentra principalmente en la provincia de Neuquén y que es una de las principales reservas de gas en el mundo. "Vaca Muerta da cuenta de la histórica dificultad de amplios sectores de la dirigencia política y económica por superar un visión productivista y primario exportadora del desarrollo”, sostiene.
Según Viale, "hay una mirada 'eldoradista', esa ciudad que no existía pero que supuestamente estaba llena de riqueza y nos iba a salvar. Es como un fantasma que nunca se puede atrapar. Romper esa visión es muy difícil”, destaca.
El consenso paradójico
Si bien considera que "en el núcleo central de cómo se entiende el desarrollo y el crecimiento económico no hay grandes diferencias” entre uno y otro candidato, El diputado Villalonga defiende a la administración Macri: "El hecho de que el gobierno tenga una agenda de integración al mundo te obliga, tengas o no convicción, a que tengas ciertos niveles de institucionalidad, transparencia y también de política ambiental”, argumenta, mientras destaca las inversiones en los últimos años en materia de energías renovables.
Por su parte, Viale coincide en que, en esencia, todos los candidatos apoyan el modelo extractivista actual. Aunque para él también hay matices: "Creemos que con Alberto Fernández existe alguna brecha para debatir estas cosas, mientras que con Macri se va a acentuar más el proceso dado que una economía neoliberal vuelve todo aún más complejo”, resume.
Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas.